Que no te habran dicho, que no te habran dado…

Si usted por asares de la vida termina enamorado de una regiomontana de esas que responden al cliché ajua me pongo botas y sombrero  no gaste tiempo ni energías comprando flores y envolviéndole regalos, no señor! Si usted de verdad quiere enamorarla váyase por el camino fácil e invítela a bailar y ya en el ajetreo de la música esperece a que suene algo de los Cardenales y entonces cantele al oído. Repita la operación si es necesario.

Si esto no funciona le devolveremos su dinero.

Aqui un link para que vayan practicando los pasos y las letras. Bon Chance!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s