Por aquella ventana de aquel camion se escapaba aquel pensamiento ahora invaluable..

Me acuerdo lo bien que me senti cuando sali de mi cama esa mañana…. en realidad no me acuerdo de “esa mañana” en especifico pero  me queda el sinsabor de sentirme asi cuando resuena en mi mente el viejo despertador de  nokia  y con ello el recuerdo  de  como  me robaba la mañana el sol que entraba por la ventana ( y en el panorama los mismos tinacos podridos que aun continuan ahi… ) Era mayo muy seguramente, porque Mayo siempre se ha portado bien conmigo,  y muy seguramente me puse mi uniforme deportivo.. (porque me gradue de la secundaria como con 300 reportes sobre llevar el uniforme equivocado producto de la negacion a la falda de cuadros rojos y las calcetas verdes hasta las rodillas) tenia una mochila roja de hule transparente.. (porque eran las modas de la epoca) y la habia rayado completamente con la palabra “Zilke” una de mis multiples identidades.. ahora fallecida.

Sali de la casa y caminaba rapido (porque asi suelo caminar) … aunque en esos tiempos si solia salir con el suficiente tiempo de darme un paseo y llegar al oxxo por un gansito, al seven por un panecito de zebra que ya no venden y en los ratos de riqueza hasta  con el señor de los licuados iba a dar… tomaba el ruta 46 y me chocaba que se parara en la alameda .. ahi se llenaba de gente (porque aun no iria a la otra escuela que me educaria sentimentalmente sobre la alameda)  pero en los ratos “chidos” y tempranos eso no pasaba… y agarraba plaza en los asientos de atras (porque en ese tiempo en verdad no tenia miedo del ratero) y miraba por la ventana y ahi se me perdi la vista y la mirada… en esos ratos no sabia escribir, (porque aunque se que aun no lo hago  en esos ratos menos..)  pero de haber sabido hubiera escrito historias fantasticas de mañanas impredecibles y de risas que de verdad nunca se me acababan.. no se quien me enseño a reirme tanto en aquellos años, a ser tan ñoña, a jacalear, a ser feliz en el camion, a enfadarme pensando que las chicas platicaban de novios y yo solo queria pensar en destino y amor, a descubrir que no era normal caminar descalza hasta Av. Colon, que es bien chido monterrey, a “volarme la barda” para morelear y hacerme plaza.. Asi se me fueron las mañanas de los 12 a los 15.. entre Juan Ignacio Ramon y Galeana, entre los señores que venden libros usados y llegando tarde a la secundaria porque me quedaba dormida en el camion y me despertaba hasta alla alla alla cuando estaba llegando a multimedios   y decia chin cheros ya valio quesadilla…entre la novedad del Msn y de los mensajes de texto.. con mi motorola color plata, con mi uniforme y mis calcetones, mis tennis azules, mis libros rayados de palabras y canciones y mi banco abusivamente abusado de la pluma de tinta negra.. que bonitas eran esas mañanas y aquellas historias como la del canibal de la talleres que se sento a lado mio en el camion.. que bonito era ser adolecente y no saber que existe una cosa llamada mundo y humanidad…

Espero algun dia aprender a escribir con el gran silencio a todo volumen cantandome una cumbia poder.. Espero un dia eso.. un dia en que no sea me haga tarde..

(Por que de haberlo guardado en estos tiempos mis inversiones sentimentales hubieran llegado a su gran maximo.. pero ya no importa.. los 90 ya pasaron y ya nadie invierte en Acapulco… viva la nueva era)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s